Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Barcos, submarinos y demás ingenios marítimos.

Moderador: Lauterbach

Responder
Avatar de Usuario
minoru genda
Coronel
Coronel
Mensajes: 4102
Registrado: 05 Ene 2006 17:36
Agradecido : 45 veces
Agradecimiento recibido: 54 veces
Contactar:

Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por minoru genda »

La batalla del Atlántico visto desde la perspectiva alemana

Bien he creído conveniente sacar este tema sobre las que serían mis ideas sobre porqué los alemanes no fueron capaces de vences a los aliados en la batalla del Atlántico.
Para ello vamos a analizar las causas del fracaso, a pesar de las cuales los alemanes con pocos sumergibles pusieron en serios apuros a los aliados y más concretamente a los británicos.
Mis conclusiones y opiniones son las siguientes.

Resumen previo de los tratados navales relacionados con Alemania y Gran Bretaña y plan Z

Los alemanes siguieron una política de aumento de armamento y tras los Tratados de Washington (1921-1922) y pasados unos años se llevaron a cabo unas negociaciones bilaterales entre Gran Bretaña y Alemania que fueron plasmadas en el Acuerdo Naval Anglo Germano (1935) por el cual los alemanes podían disponer de una flota de un 35% de la británica. Este acuerdo dio lugar a violaciones de las restricciones impuestas en el Tratado de Versalles y permitió a los alemanes mejorar de forma sustancial su Armada.
Aquí hago un inciso para plantear que los británicos accedieron afirmar en la convicción de que los alemanes podrían aumentar su flota todo lo que quisieran y ellos no podrían hacer nada, esta parte la desarrollaré más abajo cuando entre en las perspectivas británicas
Apoyados en ese tratado los alemanes fueron incrementando el tonelaje de su armada construyendo tras ese tratado bilateral dos grandes buques de 30000 toneladas, el Scharnhorst y el Gneisenau. En lo que respecta a la flota de submarinos los alemanes ya hacía tiempo que estaban sorteando las restricciones, formando tripulaciones y diseñando sumergibles para otros países pero aprovechando las construcciones fuera de Alemania y experimentando y aprendiendo del trabajo en astilleros extranjeros, España entre otros. (ver viewtopic.php?f=59&t=25912)
El dilema que se les planteaba a los alemanes era si debían construir cuatro acorazados previstos o concentrarse en una construcción naval más equilibrada en la que se incluyera otros buques más pequeños entre cruceros, buques más pequeños y submarinos.
En 1938 esta cuestión se hizo más acuciante tras la anexión de Austria por Alemania cuando la tensión entre alemanes y británicos fue en aumento empañando las relaciones entre ambos.
Hitler que había descartado con anterioridad un conflicto con los británicos empezó a referirse a Gran Bretaña y Francia con el calificativo de "odiosos enemigos" y en agosto de ese mismo año en conversaciones con Raeder planteó que debería considerar a Gran Bretaña como adversario futuro. A Raeder se le planteaba un problema que era cambiar su estrategia sobre construcción naval para fijar las prioridades de la Kriegsmarine de un modo consecuente.
Hellmuth Heye, oficial del estado mayor de Raeder lanzó una primera propuesta basada en que la flota alemana no podía enfrentarse e imponerse a la Royal Navy y que por tanto se debería buscar el modo de imponerse por maniobrabilidad (buques más pequeños).
Heye afirmaba que la vulnerabilidad de los británicos estaba en sus comunicaciones marítimas, debilidad que podía aprovecharse atacando sus mercantes que navegaran por las líneas marítimas de abastecimiento británicas para cuya ejecución se necesitarían una cantidad respetable de buques pequeños que además tuvieran una velocidad y autonomía elevadas que sustituyeran a grandes y pesados buques de guerra.
El Comité de Revisión rechazó las argumentaciones de Heye y planteó a Raeder un plan de construcción de diez años que incluía enormes acorazados (los tipo “H”) de más de 56000 toneladas. Temiendo que Alemania entrase en guerra con Gran Bretaña antes de completarse estos proyectos tan largos y costosos, Raeder puso de nuevo encima de la mesa la construcción de buques pequeños incluidos submarinos y se lo presentó a Hitler como alternativa al plan del Comité de Revisión de diez años. Por medio de esa presentación de Raeder en forma de informe explicó las dos opciones posibles. Bien preparar una fuerza de acorazados de bolsillo y submarinos cuya construcción sería en tiempo breve y que aunque evidentemente desequilibrada podría convertirse en una seria amenaza para las líneas de comunicación británicas o la segunda opción buques de gran calado que se tardaría más en construir pero que amenazarían las líneas marítimas británicas y se podrían enfrentar a los grandes buques de la Royal Navy con posibilidades de vencer.
Hitler optó por la segunda opción a la cual Raeder respondió planteando que si estallara la guerra en los siguientes dos años la flota no estaría lista Hitler quitó importancia (negligentemente como se verá más adelante) diciendo a su vez que en que para sus metas políticas no necesitaba la flota antes de 1946.
Hitler aprobó en enero de 1939 el plan Z, un plan que satisfacía a todos y en él se planteaba la construcción de grandes buques (6 acorazados tipo “H”, 4 portaviones y diversos buques de diferente tamaño para cuya construcción se requerían años de construcción, equipamiento y puesta a punto.
Unas semanas después de promover a Raeder a Gran Almirante y concretamente el 28 de abril (4 meses después) Raeder quedó seriamente preocupado al revocar Hitler el Acuerdo Naval Anglo-Germano mientras en los discursos de éste último despotricaba contra los británicos por el apoyo de estos y franceses a Polonia.
Tras declarase la guerra el 1 de setiembre de 1939 casi 9 meses después de firmarse el plan Z, Hitler aun tuvo el cinismo de decirle a Reader “Después de todo no pude evitar la guerra con Gran Bretaña”.
Lo más inmediato fue abandonar el plan Z y solo se continuó la construcción de los buques grandes iniciados y la prioridad pasó a ser la construcción de submarinos. Pasarían dos años antes de que Dönitz, comandante del arma submarina, pudiese tener a su disposición una fuerza de submarinos totalmente efectiva.
Entre tanto los sumergibles alemanes causaron un buen número de hundimientos a pesar de la exigua fuerza que componía su flota de submarinos. A ello contribuyeron los buques corsarios de superficie que los alemanes tenían distribuidos por diferentes zonas.
(continuaremos)


-----------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
18 Delta
Teniente
Teniente
Mensajes: 1984
Registrado: 20 Abr 2011 18:43
Ubicación: Tây Ninh
Agradecido : 29 veces
Agradecimiento recibido: 20 veces

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por 18 Delta »

Grosso modo estoy de acuerdo pero ¿podemos empezar a discutirte ya o esperamos a que termines? |-rs
En Nam a los soldados los llamaban reyes. Yo caminaba entre reyes. En medio de un tiroteo se ve exactamente quién es quién. No había trampa posible, allí todo era real, lo más real que he hecho en mi vida. Desde entonces todo me parece completamente superfluo.

"el AK-47 es un cacharro tosco y rudo, hecho para vascos, rusos y demás burros de pueblo" - Jack Hicks - 15-III-2020
----------------------------------------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
Lutzow
Capitán General
Capitán General
Mensajes: 55066
Registrado: 12 Dic 2009 20:03
Agradecido : 203 veces
Agradecimiento recibido: 144 veces

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por Lutzow »

Incluso antes de iniciarse, la Kriegsmarine tenía perdida la Batalla del Atlántico al gastar negligentemente los recursos en buques que nunca vieron la luz en lugar de seguir el plan de Doenitz de construir hasta 300 submarinos, lo que podría haber resultado decisivo en 1940/41...

Saludos.
Es mejor permanecer con la boca cerrada y parecer un idiota, que abrirla y confirmarlo...
-----------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
minoru genda
Coronel
Coronel
Mensajes: 4102
Registrado: 05 Ene 2006 17:36
Agradecido : 45 veces
Agradecimiento recibido: 54 veces
Contactar:

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por minoru genda »

18 Delta escribió:
27 Oct 2020 15:31
Grosso modo estoy de acuerdo pero ¿podemos empezar a discutirte ya o esperamos a que termines? |-rs
Cuando gustéis pero con el tema sin acabar no se yo que me podéis discutir, no obstante quien tenga algo que decir que hable ahora o calle hasta que lo tenga [algo que decir] y menos dientes Caperucita que te falta solo uno :-))
-----------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Segoviano
Capitán General
Capitán General
Mensajes: 16657
Registrado: 09 Dic 2011 22:24
Ubicación: Segovia
Agradecido : 1 vez
Agradecimiento recibido: 17 veces

Medallas

Parches

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por Segoviano »

Lutzow escribió:
27 Oct 2020 16:50
Incluso antes de iniciarse, la Kriegsmarine tenía perdida la Batalla del Atlántico al gastar negligentemente los recursos en buques que nunca vieron la luz en lugar de seguir el plan de Doenitz de construir hasta 300 submarinos, lo que podría haber resultado decisivo en 1940/41...

Saludos.
También tardó tiempo en introducir a gran escala innovaciones técnicas que ya eran conocidas y que cuando llegaron, ya poco pudieron hacer.

Por ejemplo, el snorkel.
”Todo lo que leáis en Internet es cierto” (Abraham Lincoln)

Avatar de Usuario
pepero
Capitán General
Capitán General
Mensajes: 19187
Registrado: 15 Oct 2006 13:33
Ubicación: Mallorca
Agradecido : 4 veces
Agradecimiento recibido: 41 veces

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por pepero »

Seguiremos el tema con atención. El planteamiento inicial es interesante.

Tema suscrito.

Saludos.
Pepe
--------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
minoru genda
Coronel
Coronel
Mensajes: 4102
Registrado: 05 Ene 2006 17:36
Agradecido : 45 veces
Agradecimiento recibido: 54 veces
Contactar:

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por minoru genda »

Perspectivas desde el lado británico

Los británicos por su parte suscribieron el Tratado de Washington (1921-1922). Este tratado fue suscrito por cuestiones principalmente económicas. La carrera armamentista aunque en principio secundaria era la causa principal de que la situación económica se fuera deteriorando en todos los países así que se llegó a la conclusión de que había que llegar a un acuerdo para limitar armamentos y rebajar costes.
En diciembre de 1921 el Tratado de las Cuatro Potencias anulaba el Tratado Anglo-Japonés al que se oponían los EE.UU y el 6 de febrero de 1922 se firmaba el Tratado de Limitaciones Navales (Tratado de Washington) que establecía una proporción de: EE.UU, 5; Gran Bretaña,5; Japón,3; Y Francia e Italia 1,75.
Por ese tratado se establecieron también ciertas limitaciones para determinados tipos de buques tanto en desplazamiento como en calibres de artillería.
Los alemanes por su parte quedaban fuera de este Tratado de Washington y estaban subordinados al Tratado de Versalles firmado tras el armisticio de 1918.
A partir de 1934, y tras la subida de Hitler al poder, Alemania había estado eludiendo en secreto las restricciones del Tratado de Versalles por el cual se le prohibía la construcción de submarinos como ya vimos más arriba los alemanes no dejaron de construir grandes buques y también sumergibles, así que cuando se firmó el tratado Anglo-Alemán por el cual los alemanes podían construir hasta el 35% de los buques de superficie y el 45% de la fuerza de los submarinos británicos, salió a la luz una fuerza naval que ya existía antes de la firma de dicho tratado.
Los británicos accedieron a esa proporción porque estimaron que tenían medios Asdic para combatir en una guerra contra submarinos y porque subestimaron el poder de estos pequeños barcos para causar daños, pronto y a la vuelta de pocos años se dieron cuenta del error.
Los británicos tuvieron un erróneo sentido de la seguridad respecto al Asdic sistema útil hasta cierto punto y siempre que los submarinos navegaran sumergidos no pensaron que esos submarinos podían resultar sumamente peligrosos durante ataques en superficie como así se demostró con los ataque de “manadas de lobos” (grupo de sumergibles atacando un convoy al mismo tiempo).Los británicos implantaron también el sistema de convoyes pero soslayaron la necesidad de tener buques o aviones suficientes para escoltarlos.
Los británicos no obstante se habían centrado durante los años previos a la guerra en la tecnología electrónica e ingeniería naval.
En ese campo (electrónica) hubo importantes avances en telegrafía sin hilos (TSH) y telegrafía y sin duda uno de los avances técnicos más importantes, el radar. En ese campo eran los alemanes quienes habían conseguido los mayores avances pues ya empezaban a usar la dirección por radar en tiro naval. A pesar de todo al comienzo de la segunda guerra mundial todos estos descubrimientos y tecnología aún estaban en proceso de mejorar.
En la construcción naval tuvo un importante progreso la alta presión del vapor y una consecuencia particular y típica fue el caso del Queen Elizabeth que redujo su número de calderas de 24 a 8 durante su modernización que redujo en un 50% el peso y en un 33% el espacio disponible que significo que su autonomía a 10 nudos se viera triplicada.
Pero con todo lo importante para este tema que desarrollamos es que los Diesel habían mejorado sustancialmente cosa que benefició a los sumergibles alemanes.
(continuaremos)
-----------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
minoru genda
Coronel
Coronel
Mensajes: 4102
Registrado: 05 Ene 2006 17:36
Agradecido : 45 veces
Agradecimiento recibido: 54 veces
Contactar:

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por minoru genda »

Ahora vamos con las generalidades que son muchas.
Tras el tratado anglo-alemán hubo posteriormente reuniones y discusiones amistosas por las cuales los alemanes podrían construir el 100% de la flota de sumergibles británicos.
Recordaros que por el tratado anglo-alemán los alemanes podían construir hasta el 45% de la flota de sumergibles británicos y que ese 45% suponía un tonelaje de 24000 toneladas entre 35 y 45 sumergibles aproximadamente según ese tratado que se duplicaría en algo más tras esos acuerdos amistosos.
Para los objetivos alemanes la cantidad de sumergibles que podrían construir aún permitiéndoseles construir el 100% de sumergibles británicos era corta, menos de un tercio de los que proponía Dönitz (300 sumergibles), se planteaba que el arma submarina británica desempeñaba un papel subordinado y eso explica el porqué durante el Tratado Anglo-Alemán los británicos accedieran a ese 45% y posteriormente al 100% de sumergibles alemanes a construir lo que al modo de ver de los británicos e incluso de los alemanes el valor numérico de los sumergibles germanos, sobre todo al entender de los primeros no representaban un valor importante.
Otra cuestión fue la importancia que dieron los británicos antes de la guerra, presumían de tener un "localizador de submarinos" que operasen sumergidos. Ese "localizador" era el conocido Asdic por tanto y desde el punto de vista de los británicos no resultaba rentable construir sumergibles.
Desde 1932 los alemanes estaban proyectando la construcción de sumergibles de modo tal que en 1935 cuando se estaba negociando ese Tratado Naval Anglo-Alemán ya había sumergibles en construcción en los astilleros alemanes, se trataba de los pequeños Tipo II submarinos con un corto radio de acción de cuyos 6 primeros construidos (U-1 U-6) se usaron para la Escuela de Submarinistas (anteriormente Escuela de Defensa Antisubmarina) en dicha escuela se estudiarían los preceptos y protocolos de la guerra submarina que durante la guerra tantos disgustos dieron a los aliados. Se estudiaron tácticas de combate entre otras las famosas "manadas de lobos" de la cual Dönitz era un entusiasta, técnica relacionada con máquinas y armas, y todas las demás relacionadas con todos los aspectos de la guerra submarina, maniobras de inmersión, manejo del periscopio, características de ataque con toda clase de tiempo.
Sobre estas tácticas y concretamente la de las manadas de lobos el capitán británico Roskill autor del libro History of the second World War, The War at Sea tomo1 página 34 escribió:
"Ya se ha descrito cómo los meses de junio a octubre de 1940 se caracterizaron por los grandes éxitos de los comandantes de submarino aislados. En tanto que la fuerza de submarinos fue pequeña, a Dönitz no le quedaba otra elección que la de permitir que cada submarino trabajase solitariamente por su cuenta todo lo que le fuera posible a cada comandante aislado. Pero cuando el número de submarinos dependientes del almirante Dönitz fue haciéndose mayor, este se vio en disposición de poder ordenar ataques en los que cooperasen varios submarinos. Había aguardado largo tiempo [Dönitz] la ocasión de poner en práctica éste método de ataque, cuyas raíces son de orden táctico y que más tarde se llamó "manadas de lobos" el cual fue empleado más y más entre octubre de 1940 y marzo de 1941. Este nuevo procedimiento nos pilló por sorpresa y sin preparación alguna"

(Continuará)
La bibliografía al final del trabajo
-----------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
minoru genda
Coronel
Coronel
Mensajes: 4102
Registrado: 05 Ene 2006 17:36
Agradecido : 45 veces
Agradecimiento recibido: 54 veces
Contactar:

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por minoru genda »

Más adelante y en la misma página Roskill dice:
"Este desarrollo representaba con mucho, desde el punto de vista británico, el problema más serio de todos, porque el enemigo porque el enemigo había empleado una forma de ataque que nosotros no habíamos previsto y contra la cual no se habían tomado previamente contramedidas tácticas ni técnicas"
Explica luego el capitán Roskill porque causó tanta sorpresa la táctica alemana de los ataques "en jauría" (sic):
"Cierto que en la marina inglesa se habían realizado, en el intervalo entre las dos guerras mundiales, ejercicios de ataques nocturnos de submarinos en superficie, pero en general casi todos los supuestos habían sido sobre la base de que los submarinos atacarían sumergidos. Por ello la Marina inglesa había "concentrado su actividad y observaciones en el objetivo principal de poder repeler los ataques de submarinos sumergidos". Había desarrollado el procedimiento del Asdic que opera bajo el agua con odas ultrasonoras y que por ello puede detectar un submarino sumergido. Los ingleses tenían mucha confianza en este procedimiento. En consecuencia el almirantazgo inglés informó en 1937 al Shipping Defence Advisory Commitee "que el submarino no podrá ya nunca hacer que tengamos que enfrentarnos que enfrentarnos con un problema parecido al que se nos planteó en 1917.
El poseer este medio eficaz de defensa contra los submarinos sumergidos hizo que la marina inglesa, en los años que transcurrieron entre ambas guerras mundiales, llegase realmente a no tomar en cuenta y subestimar el peligro submarino."
Un inciso sobre la reflexión a la que me lleva lo escrito.
Lo que viene a querer decir Roskill es que los ingleses no se pararon a pensar ni intentaron entender que se podía usar un sumergible de forma diferente al convencional y por lo visto y comentado queda claro que al comenzar la 2ª Guerra Mundial los británicos no estaban lo suficientemente preparados, a pesar de disponer del Asdic, para combatir a los submarinos, así un sumergible, por si solo, que atacara un convoy sería difícil que tuviera oposición por parte de los escoltas que le buscarían por todos lados porque resultaría difícil que lo encontraran, si no se sumergía, imaginaos una manada de lobos de 3 o 4 sumergibles o alguno más unos podrían dedicarse a hundir mercantes tranquilamente mientras otros podrían jugar al ratón y al gato con los escoltas e incluso hundir a alguno de ellos.
A la vista de lo comentado algunos de los argumentos que podrían plantearse sobre la cantidad de sumergibles opino que por muchos que hubiera construido Alemania y por muchos escoltas que hubieran tenido los británicos éstos no tendría apenas opción ante cualquier ataque de sumergibles.
Queda entonces claro que si los alemanes hubieran construido sumergibles suficientes podrían haber causado más daños de los que se supone, aunque hay otras cosas que demuestran los porqués de la derrota alemana y que comentaremos más adelante.
-----------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
minoru genda
Coronel
Coronel
Mensajes: 4102
Registrado: 05 Ene 2006 17:36
Agradecido : 45 veces
Agradecimiento recibido: 54 veces
Contactar:

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por minoru genda »

Podemos preguntarnos porqué los británicos no previnieron que el enemigo (para el caso que estamos desarrollando los alemanes) usaría la táctica de las manadas de lobos y el porqué de los esfuerzos se concentraron solo en lo referente a los ataques de submarinos en inmersión, si observamos un poco los protocolos de instrucción vemos que la Royal Navy, durante el periodo entreguerras, se pone de manifiesto que tanto durante la 1º y la 2º guerras mundiales se daba prioridad al entrenamiento basado en combates entre unidades de superficie y ataques contra las unidades mercantes llevados a cabo por unidades de superficie.
En ese sentido el Primer Lord del Almirantazgo hizo referencia a sus colegas del Comité a la posible amenaza que podía constituir para los buques mercantes el ataque de buques de guerra enemigos de superficie lo que muestra como era una opinión que predominaba en la Royal Navy antes de la guerra.
El modo de pensar de los oficiales navales en general, formados en el espíritu de los combates navales en superficie, iba en contra de concebir y darle importancia a otros métodos de lucha naval submarina y antisubmarina además de llegar a darles espacio en su modo de pensar.
Esas circunstancias, la Royal Navy en concreto, el no reconocer o hacerlo demasiado tarde, la importancia de los submarinos, algo no exclusivo de la Royal Navy, y a pesar de que los submarinos alemanes pusieron a Gran Bretaña al borde de la crisis más grave de su historia.
Resumiendo, a pesar de lo ocurrido durante la Primera Guerra Mundial los británicos no prestaron ni dieron mucha atención a los problemas que podrían derivarse de las actividades de los submarinos.
Por su parte los alemanes y concretamente sus altos cargos oficiales de la marina alemana ni los dirigentes políticos (salvo Dönitz y su equipo) concedieron la debida importancia a los submarinos, ni siquiera lo consideraron con anchura de miras, por lo cual no facilitaron los medios y recursos necesarios en el momento oportuno lo que se puede considerar la tragedia alemana durante la guerra submarina en la segunda guerra mundial.
Bien de estas explicaciones podemos entender que tanto británicos como alemanes cometieron algunos errores por no dar al submarino la importancia estratégica que más tarde iba a tener los submarinos, los británicos, al comienzo de la guerra, no tenían una estrategia para contrarrestar las tácticas de los submarinos alemanes y confiaban solo en el Asdic, por su parte los miembros del alto mando alemanes tampoco fueron capaces de entender los postulados de Dönitz y de algún modo "boicotearon" el arma submarina poniendo demasiadas trabas a la construcción de sumergibles suficientes.
Como el tema, en principio, va para largo podéis plantear cualquier idea o duda que creais oportuna :dpm:
-----------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
minoru genda
Coronel
Coronel
Mensajes: 4102
Registrado: 05 Ene 2006 17:36
Agradecido : 45 veces
Agradecimiento recibido: 54 veces
Contactar:

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por minoru genda »

La Invasión de Noruega y la crisis de los torpedos

La Invasión de Noruega breve exposición

El 9 de abril de 1940 había desplegados frente a las costas Noruegas 31 sumergibles alemanes. La misión de esos sumergibles consistía en apoyar la invasión de ese país y a esa despliegue se le denominó Operación Hartmuth.
Previamente los alemanes tenían serios indicios que los británicos planteaban una acción similar, por tanto los sumergibles alemanes desplegados debían proteger los desembarcos para posterior mente situarse estratégicamente e impedir que los británicos hiciesen lo mismo. Para ello se situaron esos sumergibles por grupos en los lugares donde se creía más posible que los británicos desembarcaran, no era posible cubrir todos los lugares con posibilidades de que los británicos desembarcaran. Otra misión a cumplir por parte de los sumergibles alemanes fue atacar a los buques de guerra británicos que tratasen de cortar las líneas de suministro alemanas entre Alemania y Noruega.

Mapa del despliegue de los sumergibles enfrente de las costas noruegas y británicas

Imagen

A pesar de la vigilancia alemana el 10 de abril a primeras horas un grupo de destructores británicos había penetrado en el fiordo de Ofoten junto a Narvik y se había entablado un combate entre destructores británicos y alemanes con pérdidas por ambas partes.
Para los alemanes era algo más que evidente que los británicos centrarían sus acciones en Narvik y al ver también buques al oeste de Trondhein supusieron que ese sería el otro lugar que los británicos pretendían atacar.
Incluyo el tema de la invasión de Noruega y los consiguientes ataques británicos porque dicha invasión vino a ser en mi opinión un momento en el que se dieron ciertos hechos que comentaré a continuación y que se prolongaron en el tiempo y supusieron un contratiempo para el arma submarina alemana.

La crisis de los torpedos

Durante la campaña Noruega se dieron ciertas situaciones descorazonadoras entre los sumergibles desplegados que reportaron varios casos de fallos con los torpedos que pasamos a relatar.
El 10 de abril el sumergible U-25 torpedea a dos destructores británicos y después de detonar dichos torpedos no se observa ningún efecto. Ese mismo día se disparan por parte del U-48 tres torpedos en abanico contra el crucero HMS Cumberland que también fallan a uno de ellos le explota el detonador al final del recorrido, ya cayendo la noche el mismo sumergible dispara, otra vez, tres torpedos en abanico contra el crucero HMS York cuyos torpedos explotan antes de tiempo.
El mismo día 10 de abril el U-51 reporta el disparo de dos torpedos a uno le estalla el detonador pasado el espacio de seguridad el otro a los 30 segundos delante de un destructor a unos 100 metros por la proa
El día 15 de abril de nuevo el U-48 dispara sus torpedos contra el acorazado HMS Warspite y dos destructores todos esos torpedos fallan, por su parte el U-65 reporta el doble disparo contra transportes británicos sin resultado.
El 16 de abril se recibe un comunicado del U-47 de Prien en el que dice que en el fiordo de Bygden se había encontrado fondeados a los transportes y que había disparado sin éxito 8 torpedos contra ellos.
El 18 de abril de nuevo vuelven a fallar los torpedos del U-37 al explotar ambos antes de tiempo.
El 19 de abril es de nuevo el U-47 de Prien el que dispara dos torpedos contra el HMS Warspite desde 900 metros ambos fallan
Ese mismo día el U-65 reporta el fallo de sus torpedos disparados contra el HMS Emerald, ambos torpedos explotan a los 22 segundos de haber sido disparados.
El recuento final era desolador 4 casos fallados contra el HMS Warspite 14 casos contra los cruceros 10 casos contra los buques de transporte de los que solo uno resultó hundido.
Los fallos que en principio parecía que correspondían a los torpedos de encendido magnético fueron extensibles a los de encendido por percusión y eso llevó a una revisión y estudio sobre esos torpedos y sus fallos que en un principio pareció, debido a la latitud y donde se usaron a la riqueza de minerales magnéticos de la zona escandinava que fueron descartados de inmediato.
Una vez valorados esos fallos se consideró que se habían logrado los siguientes objetivos de haber funcionado correctamente los torpedos disparados.
1 de cuatro a un acorazado, 7 de doce a cruceros, 7 de diez a destructores y 5 de 5 a transportes.
Podemos determinar que para el caso de los transportes que la operación de Noruega habría sido más sencilla por cuanto el U-47 de Prien llegó al fiordo de Vaag justo cuando los transportes estaban echando el ancla, de ahí el consiguiente ataque habría sido devastador privando a los británicos de un buen número de soldados que debían combatir en Narvik, todo ello suponiendo que los torpedos de Prien no hubieran tenido esos fallos que hemos comentado.
La otra parte negativa de ese problema fue la pérdida de 4 sumergibles
(continuaremos con esto de los torpedos y veremos como a partir de unos fallos técnicos de un arma podían haber cambiado ciertas cosas)
-----------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
pepero
Capitán General
Capitán General
Mensajes: 19187
Registrado: 15 Oct 2006 13:33
Ubicación: Mallorca
Agradecido : 4 veces
Agradecimiento recibido: 41 veces

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por pepero »

minoru genda escribió:
12 Nov 2020 15:31
Los fallos que en principio parecía que correspondían a los torpedos de encendido magnético fueron extensibles a los de encendido por percusión y eso llevó a una revisión y estudio sobre esos torpedos y sus fallos que en un principio pareció, debido a la latitud y donde se usaron a la riqueza de minerales magnéticos de la zona escandinava que fueron descartados de inmediato.
¿Alguna otra explicación de esos fallos en los torpedos? Debió ser fustrante para las dotaciones de los submarinos.

Saludos.
Pepe
--------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
minoru genda
Coronel
Coronel
Mensajes: 4102
Registrado: 05 Ene 2006 17:36
Agradecido : 45 veces
Agradecimiento recibido: 54 veces
Contactar:

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por minoru genda »

pepero escribió:
15 Nov 2020 13:23
minoru genda escribió:
12 Nov 2020 15:31
Los fallos que en principio parecía que correspondían a los torpedos de encendido magnético fueron extensibles a los de encendido por percusión y eso llevó a una revisión y estudio sobre esos torpedos y sus fallos que en un principio pareció, debido a la latitud y donde se usaron a la riqueza de minerales magnéticos de la zona escandinava que fueron descartados de inmediato.
¿Alguna otra explicación de esos fallos en los torpedos? Debió ser fustrante para las dotaciones de los submarinos.

Saludos.
Hay, hay explicaciones para todo el desaguisado. De hecho hay quien cree que la guerra hubiera tenido, con muchas posibilidades y como poco una mayor duración y como ya he comentado con un signo catastrófico para los británicos.
Los torpedos privaron a los alemanes de unos resultados muchísimo mejores en varios frentes me atrever´çia a decir que espectaculares en cuanto a resultados, pero eso ya lo explico en cuanto acabe la siguiente entrega. Solo añadir que en cuanto a la guerra en el mar podría haber habido cambios enormes respecto a lo que ocurrió y muy alejado de las crónicas finales.
A ver si para mañana tengo acabada la siguiente entrega aún estoy por la página 30 del PDF que he encontrado relacionado con la crisis de los torpedos y debo recordaros que eso de traducir y sacar conclusiones va lento además que ya sabéis que cuando hago algo soy bastante meticuloso, lo suficiente para entender que y porqué ha pasado.
No voy a traducirlo entero me llevaría meses hacerlo sin contar el estudio de lo ocurrido en su totalidad pero si estoy traduciendo alguna cosa que puede ser relevante a la hora de concluir el trabajo además me estoy documentando sobre cosas para mi relevantes, es una locura de búsqueda de documentación en libros e internet y ya sabes como va eso cuando se busca se encuentra alguna cosa que lleva a otra y así sucesivamente, es como un rompecabezas en el que hay que encontrar las piezas y luego encajarlas
-----------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
minoru genda
Coronel
Coronel
Mensajes: 4102
Registrado: 05 Ene 2006 17:36
Agradecido : 45 veces
Agradecimiento recibido: 54 veces
Contactar:

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por minoru genda »

Seguimos.
Con anterioridad vimos el fracaso de los sumergibles alemanes en la campaña Noruega los fallos en los torpedos ya venían de mucho antes y en esta entrega podremos ver hasta que punto esos fallos fueron determinantes en hechos posteriores que tendrían otro desarrollo de haber dispuesto, los sumergibles alemanes, de unos torpedos más fiables y efectivos.
Trataremos ciertos pasajes de modo cronológico estudiando o comentando cada uno para así ir entendiendo mejor las situaciones que podrían darse.

14 de noviembre de 1939

El Ark Royal acude en ayuda de un mercante que estaba siendo acosado por un sumergible alemán [U-39] el U-39 lanza tres torpedos los cuales impactan en el portaviones pero no explota. los destructores de escolta persiguen atacan y hunden al sumergible alemás.

1ª consecuencia
se pierde el U-39 y 44 supervivientes fueron rescatados y hechos prisioneros

2ª consecuencia
Durante la campaña de Noruega en abril de 1940 uno de los Swordfish del Ark Royal ataca y hunde al sumergible alemán U-64 teniendo el honor de hundir el primer sumergible alemán por medio de un avión

3ª consecuencia
El Ark Royal se salva y posteriormente participa en diversas operaciones entre las cuales se encuentran la persecución al Graff Spee y la participación determinante en el hundimiento del Bismarck

14 de octubre de 1939

Gunter Prien con el U-47 ataca en Scapa flow al acorazado Royal Oak en un primer ataque los torpedos fallan ya en un arriesgado segundo ataque los torpedos explotan y hunden al acorazado.
La situación podría haber sido muy crítica si los británicos hubieran estado al loro
No hubo consecuencias

30 de octubre de 1939

El U-56 ataca al HMS Nelson lanzando tres torpedos ninguno de ellos explota, a bordo del Nelson se encontraba Winston Churchill que se dirigia a una reunión con el presidente estadounidense F. D. Roosevelt.
Eventualmente Churchil podría haber muerto con consecuencias nefastas para los británicos.

Consecuencia 1ª
Posteriormente el HMS Nelson (que siguió su ruta sin mayores incidentes) participó en diversas operaciones entre otras la persecución de corsarios alemanes como el Admiral Scheer o los acorazados Scharnhors y Gneisenau, Operación Substance (protección de convoy a Malta), fue designado buque insignia de la fuerza H participó en mas operaciones de escolta de convoyes a Malta Operaciones Halberd donde recibió el impacto de un torpedo lanzado por un avión italiano Savoia Marchetti que lo llevo al dique seco a reparar, OperaciónPedestal (convoy a Malta), Operación Torch desembarco en Africa del Norte), Operación Husky (invasión de Sicilia) ... realizo más de 20 bombardeos y acabó operando en el Pacífico.
El sumegible U-52 autor del ataque contra el HMS Nelson fue destruido el 28 de abril de 1945 durante un ataque aéreo conjunto de la RAF y la USAF sobre Kiel

Abril de 1940 Campaña de Noruega

El HMS Warspite es atacado dos veces por sumergibles alemanes los torpedos fallan y el acorazado sobrevive al ataque.

Consecuencia 1ª participa activamente como miembro de la fuerza H en el Mediterráneo, batallas de Matapán, de Calabria y de Creta, más tarde participa en diversas acciones en el teatro Pacífico.
Como se puede ver y si se cuantifica la ventaja británica frente a la desventaja alemana fue considerable porque los británicos pudieron aprovechar los errores alemanes para disponer de buques importantes allá donde los necesitaron que no hubiera sido posible de haber funcionado correctamente los torpedos.
(Continuaremos que me he cansado de escribir) :-& :-B :-)) gc96gc
-----------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
minoru genda
Coronel
Coronel
Mensajes: 4102
Registrado: 05 Ene 2006 17:36
Agradecido : 45 veces
Agradecimiento recibido: 54 veces
Contactar:

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por minoru genda »

15 de abril de 1940

HMS Emerald

Torpedeado a la salida del fiordo Vaag por el U-65 explosión prematura de un torpedo a los 22 segundos

Consecuencias

El HMS Emerald fue uno de los buques elegidos como crucero ligero para transportar el oro inglés a Canadá en varios viajes también formo parte en la escolta de al menos 12 convoyes, participó también en el desembarco de Normandía bombardeando frente a Gold Beach (Playa Gold) Estuvo destinado a la flota del océano Indico y Oriente además de una amplia participación en diferentes zonas.
A todo lo anterior debemos añadir los transportes que se salvaron de ser hundidos con tropas a bordo durante el desembarco de Narvik que hubiera supuesto un alivio para las tropas alemanas y una mayor facilidad para acabar primero la campaña Noruega los torpedeamientos fallidos de destructores y demás circunstancias propias de esos fallos.
Otto Krechtmer informó de fallos en al menos dos torpedos lanzados contra un mercante de 1250 toneladas al que tuvo que disparar tres de los 5 torpedos que tenía su sumergible del Tipo II el buque en cuestión era el SS Fredville y esas acción se llevó a cabo antes de la campaña de Noruega el 11-01-40 lo que tras lo ocurrido con el U-47 de Gunter Prien en Scapa Flow que por entonces ya se constataba el fallo en los torpedos.

¿Porqué fallaron los torpedos?

El problema de las espoletas.

Una vez que el control de guía había llevado el torpedo a su objetivo, era responsabilidad de la espoleta asegurar la detonación. Cuando estalló la guerra, tanto el G7a como el G7e estaban equipados con la pistola (espoleta) Pi1, que podía configurarse para una detonación por impacto (Aufschlagzündung; AZ) o una detonación magnética (Magnetzündung; MZ). Desafortunadamente para los alemanes, como se verá pronto, la Pi 1 en su AZ, pero particularmente en su opción MZ, a menudo no estuvo a la altura de las espectativas.
La tecnología del AZ no era nada nuevo. Desarrollado por el Dr. Schubert, era básicamente una versión algo modificada de la vieja pistola de empuje que se había utilizado en la serie G 7 durante la primera Guerra Mundial. Era un diseño muy simple, compuesto por un percutor y cuatro "bigotes" (el típico torpedo alemán de “cuatro palancas”).
En el caso de un impacto directo, el percutor cerraría el circuito de disparo, lo que activaría el detonador eléctrico. Los “bigotes” estaban en ángulo de 90º para que pudieran lograr la misma función en el caso de un golpe directo contra el objetivo. Según las demandas militares, se suponía que el AZ garantizaría una detonación hasta un ángulo de impacto de veintiún grados. Como se verá más adelante, para un diseño tan simple, el AZ causaría una serie de problemas que serían de todo menos fáciles de resolver. Pero sencillos de entender.
Finalmente, el Pi 1 fue reemplazado, primero por el Pi 2 a finales de 1942, principios de 1943, luego por el Pi 3, MZ3 y más tarde por el Pi 4, TZ5. Todos ellos presentaban un MZ mucho más confiable, pero cuando se presentaron, los submarinos estaban tan a la defensiva que su impacto fue mínimo.

El problema adicional de la profundidad

Hasta 1942 y concretamente en febrero no llegó a saberse de forma completa el porqué de los fallos de los torpedos sufridos durante la campaña de Noruega.
El 30 de enero de 1942 el U-94, que navegaba por el Atlántico, comunico por mensaje telegráfico un descubrimiento hecho al desmontar un torpedo para realizar un reconocimiento del mismo, el comandante Otto Ites observo que había una notable descompresión en el aparato de profundidad. El informe hizo que el inspector del Departamento de Torpedos ordenó que el torpedo en cuestión fuera traído a Alemania para estudiar la deficiencia señalada.
Tras dicha inspección se comprobó que un porcentaje considerable de cámaras de aparatos de profundidad no ajustaban correctamente y que para que el aparato de profundidad funcionara bien esas cámaras debían ajustar correctamente y estar a punto cero para que cumpliera su función compensadora de la presión de agua mientras el torpedo realizaba su recorrido hacia el objetivo. Si se perdía la compensación, el torpedo se hundía. La larga estancia en las cámaras de los sumergibles que a veces pasaban mucho tiempo sumergidos era la que motivaba que el grado de compresión con el que fue fabricado.
Todo ello explicaba los fracasos sufridos en la campaña Noruega durante la cual los sumergibles habían tenido que permanecer bajo el agua hasta 20 horas por día.
Todo lo anterior explica las causas de que se tardase más de dos años en solucionar totalmente los fallos de los torpedos alemanes.
(continuaremos)
-----------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
minoru genda
Coronel
Coronel
Mensajes: 4102
Registrado: 05 Ene 2006 17:36
Agradecido : 45 veces
Agradecimiento recibido: 54 veces
Contactar:

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por minoru genda »

Bueno acabadas las explicaciones sobre los fallos de los torpedos vamos con otras causas por las que Alemania "llegó tarde" a la batalla del Atlántico.
Como ya se ha planteado una de las causas del fracaso final de la guerra submarina alemana fue la construcción de sumergibles. El plan Z, hasta que fue eliminado, planteaba la construcción, entre el periodo que va de 1938 hasta 1948, la construcción de 267 sumergibles o submarinos pero este plan se fue al traste al comenzar la guerra el 1 de setiembre de 1939 momento en que ese plan fue desestimado cuando solo había 57 sumergibles listos de los cuales solo 22 eran oceánicos, mientras 35 eran submarinos costeros del Tipo II. Dönitz planteó, resumiendo la situación, respecto a la marina alemana, con las siguientes palabras.
"La armada es como un torso sin brazos. Rara vez habrá ido a la guerra tan pobremente equipada una rama de las fuerzas armadas de un país".
Las causas primarias fueron la prioridad de construir grandes buques de guerra y el propósito inicial de Hitler de no ir a la guerra antes de 1942 pero hubo otras causas que impidieron una mayor construcción de sumergibles.
Hitler aceptó las peticiones de Dönitz sobre la construcción de más sumergibles de hecho entendió que la guerra submarina podía ser esencial para atacar a Gran Bretaña en su punto más débil y ante este modo de ver las cosas por parte de Hitler, Donitz planteó que era necesario disponer de 300 sumergibles para afrontar esa empresa, cosa a la que Hitler fue muy receptivo accediendo a las peticiones de Dönitz.

El jefe de la Marina de Guerra ordenó en setiembre de 1939 respecto a las construcciones navales lo siguiente:

Nueva construcción de submarinos según la propuesta del Comandante del Arma Submarina.

Seguir adelante con la construcción de las cinco unidades grandes a saber:

Acorazados
Bismarck y Tirpitz

Cruceros
Prinz Eugen y Seydlitz

Portaviones:
Graff Zeppelin

También se construirían buques menores; Destructores, dragaminas, minadores, guardacostas y otras embarcaciones menores para controlar y dominar las rutas costeras, añadir en éste apartado la construcción de lanchas rápidas.

Este sería el plan resumido brevemente sobre la nueva política de construcciones en general.

Volviendo a lo que nos ocupa, la construcción de sumergibles, se tenía previsto construir 29 de ellos al mes.

Para este nuevo plan de construcciones navales el alto mando había previsto que la marina daría prioridad a la industria y al suministro de las materias primas necesarias para acelerar el rendimiento del trabajo.
El 10 de octubre de 1939 Raeder, Jefe de la Marina Alemana pidió a Hitler que se le concedieran plenos poderes en ese sentido a lo que se le respondió de palabra que el programa de construcción debía realizarse sin que se le concedieran por parte de Hitler esos plenos poderes.

En ese sentido hubo una decisión por escrito que el Jefe de la Marina de Guerra recibió del Alto Mando de las Fuerzas Armadas que además era quien tenía competencias económicas y los plenos poderes
El texto decía ésto
1º El Führer está de acuerdo con el plan de la Marina de Guerra en los siguientes puntos.
a) Seguir la construcción de las 5 grandes unidades (las citadas más arriba)
b) Reducir la construcción de otros barcos
c) Realizar el programa propuesto para la construcción de submarinos (como vamos a ver a continuación y en lo referente a los submarinos no fue así)
Como el Mariscal Göring posee plenos poderes, el Führer y Jefe Supremo de las Fuerzas Armadas estima innecesario reforzar de forma especial las medidas encaminadas a acelerar la construcción de submarinos previstos en dicho programa.

Nota propia. De éste segundo punto cabe interpretar que a pesar de lo que Hitler había decidido en un principio las cosas iban a depender de un tercero que mandaba demasiado y parece ser que no estaba dispuesto (como veremos) a colaborar.

La consecuencia de la decisión fue que la Armada no recibió las asignaciones necesarias para la construcción de submarinos. Por tanto el Jefe de la Marina de Guerra se vio obligado el 8 de marzo de 1940 a reducir la construcción de submarinos a 25 cada mes.
No hubo posibilidades de objetar nada ante Göring que defendió su postura con el pretexto del esfuerzo de guerra.

La marina no recibía para fines de su armamento ni siquiera un 5% de la producción alemana del acero y las peticiones para aumentar las asignaciones de acero con destino a la construcción de submarinos no fueron cumplimentadas.

La consecuencia posterior fue que el 25 de junio de 1940 el Alto Mando de la Marina de Guerra tuvo que ordenar que el ritmo de construcción de submarinos se estableciese en 25 al mes (esa es la teoría) esas perspectivas tampoco pudieron sostenerse de una manera absoluta y en modo alguno se ajustaban a las necesidades de la guerra.

Lo que acabó pasando fue que en la práctica se entregaron solo dos sumergibles mensuales durante la primera mitad del año 1940 en la segunda mitad 6 durante el primer semestre de 1941 solo se entregaron 13 por mes en lugar de los 25 o 29 que deberían haberse entregado, solo en el segundo semestre de 1941 se llegaron a entregar en torno a los 20 submarinos pero nunca se pasó de esa cifra.

Los ingleses no comprendieron los motivos por los que los alemanes construían pocos submarinos y tampoco se llegó a alcanzar un ritmo de producción adecuado a las necesidades del arma submarina alemana.

Los mismos británicos pensaban que los sumergibles alemanes se construirían por cantidades, Churchill estaba en la idea de que en cosa de un año la guerra submarina alcanzaría su apogeo, su idea, por lo que relatamos, estuvo muy lejos de la realidad.

El capitán Roskill dice en su libro La guerra en el mar:

“La lentitud con que los alemanes procedieron a incrementar su número de submarinos tuvo para Gran Bretaña las más felices consecuencias”
Bueno ya vemos que en parte y en una de las causas del fracaso participó Göering de modo importante hay otra que comentaremos más adelante
(continuaremos chavales) :dpm: gc96gc
-----------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
minoru genda
Coronel
Coronel
Mensajes: 4102
Registrado: 05 Ene 2006 17:36
Agradecido : 45 veces
Agradecimiento recibido: 54 veces
Contactar:

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por minoru genda »

Bien en este capítulo trataremos varias cosas la primera es sobre los motores de los submarinos otro de los quebraderos de cabeza que dieron algunos de los sumergibles alemanes.
Fallos en los motores de los sumergibles alemanes

Hubo un cierto número de sumergibles en los que los motores resultaron ser poco fiables, lo eran de una forma tal que no resistían los viajes a largas distancias. Como consecuencia de ello hubo un buen número de sumergibles que debieron permanecer largo tiempo en los astilleros disminuyendo considerablemente los días de operaciones.

Además había un funcionamiento deficiente en las válvulas de escape de gases que no cerraban herméticamente lo que provocaba que a gran profundidad el sumergible se iba llenando de agua lo cual resultaba peligroso cuando el sumergible se encontraba bajo algún ataque. Dönitz especula o apunta a la posibilidad de que alguno de los sumergibles perdidos a inicios de la guerra lo haya sido por esa causa y más específicamente porque ante una avería tan peligrosa el sumergible se viera obligado a emerger quedando a merced de la artillería de los buques que los estaban esperando.

Otros asuntos vistos desde el lado positivo eran:

1º El relacionado con las comunicaciones. Los sumergibles se comunicaban enviando señales cortas para evitar la posibilidad de ser localizados y eso en un principio funcionaba y era de gran utilidad pero más tarde ya era en cierto modo arriesgado.

2º La falta total de preparación de los sistemas defensivos británicos que permitieron a los sumergibles alemanes operar salvo raras excepciones de modo demasiado libre. sobre todo en lo referente al minado en zonas sensibles para el tráfico mercante en las costas y estuarios británicos. El Asdic sistema estrella de los buques británicos solo servía como ya hemos comentado para detectar sumergibles en inmersión pero resultaba del todo ineficaz contra sumergibles que operaban en superficie.

Durante el primer año de guerra (1 de septiembre de 1939 a 1 de septiembre de 1940) se construyeron solo 28 sumergibles y se perdieron exactamente los mismo lo que significa que un año después del inicio de las hostilidades los alemanes disponían de los mismos sumergibles que al empezar la guerra, 57.
Según Dönitz el primer año de guerra hasta julio de 1940 solo se disponía de 6 sumergibles en la zona de combate. La eficiencia del arma submarina comenzó a ser visible a partir del momento en que los alemanes dispusieron de las bases francesas sobre todo la de L'Orient en el golfo de Vizcaya a partir de julio de 1940 cuando se redujo considerablemente la distancia a las zonas de operaciones.
Desgraciadamente para los alemanes los británicos actuaron y tomaron medidas de inmediato para corregir las carencias y errores en la lucha submarina mientras los alemanes continuaron con "lo puesto" sin evolucionar ni progresar de modo adecuado.
Podría decirse que el Alto Mando Alemán no fue capaz de comprender el procedimiento a seguir en la batalla del Atlántico.

El caso de la falta de apoyo aéreo a los sumergibles alemanes

Los sumergibles tuvieron ya desde un principio el problema del reconocimiento aéreo, ese apoyo era necesario para poder localizar mejor a los convoyes. Es sabido que el alcance visual desde la torre de un sumergible es muy corto y el radio de localización era muy limitado por tanto disponer de un reconocimiento aéreo era esencial y los sumergibles alemanes deberían de haber dispuesto de un servicio de reconocimiento aéreo de gran alcance. Llegados a este punto debemos recordar la máxima de Hermann Göring:

"Todo lo que vuela me pertenece"

En contrapunto el Jefe de la Marina de Guerra, Raeder trato desde el año 1933 hasta 1939 de conseguir un Arma Aérea propia que la Marina de Guerra necesitaba, Göering planteó que todas las unidades aéreas que trabajaran con la Marina estarían subordinadas al Arma de Aviación, la descoordinación sería por tanto evidente, lo demuestra que por ejemplo un mismo avión de reconocimiento dio dos posiciones distintas de un convoy, lo que además demostraba que había una falta de entrenamiento de los pilotos, todo por no trabajar conjuntamente con la Marina.
El 2 de enero de 1941 Raeder planteó a la Comandancia del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas al Alto Mando de las mismas general Jold la situación insostenible de la dirección del Arma Submarina, las consecuencias fueron que el 7 de enero de 1941 Hitler intervino en los asuntos del Arma Aérea de Hermann Göring que dio como resultado que éste pusiera bajo las órdenes de Dönitz el 1 KG 40 basado en Burdeos.
La decisión fue tomada por Hitler a pesar de que Göring no estaba conforme con poner parte de su arma aérea bajo las órdenes de un oficial de la marina.
Göring ya un mes más tarde, el 7 de febrero, no conforme con ello se trasladó con sus subalternos a cerca del puesto de mando del Arma Submarina rogando e intentando convencer a Dönitz de que renunciara a las prerrogativas concedidas por Hitler a lo que Dönitz se negó rotundamente, tras esa conversación Göring a regañadientes y tal y como planteamos más arriba acabó poniendo el 1KG 40 con los aviones Condor FW 200 a las órdenes del teniente coronel Harlighausen un oficial naval al parecer muy capaz.
Así el arma submarina comenzó a disponer de unos aviones de reconocimiento muy necesarios para cumplir unos fines estratégicos muy concretos todo ello tras una dura pugna entre el mando de la marina encabezado por Raeder más Dönitz y el de aviación encabezado por el Mariscal del Reich, Hermann Göring.
(Continuaremos)
-----------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
pepero
Capitán General
Capitán General
Mensajes: 19187
Registrado: 15 Oct 2006 13:33
Ubicación: Mallorca
Agradecido : 4 veces
Agradecimiento recibido: 41 veces

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por pepero »

Desde luego Hermann Göring era un personaje nefasto, a Hitler le costo mucho tiempo darse cuenta de este detalle pues el 7 de enero de 1941 es una fecha muy tardía. Bueno seguiría siendo el heredero de Hitler hasta el final de la guerra.
2º Como el Mariscal Göring posee plenos poderes, el Führer y Jefe Supremo de las Fuerzas Armadas estima innecesario reforzar de forma especial las medidas encaminadas a acelerar la construcción de submarinos previstos en dicho programa.

Nota propia. De éste segundo punto cabe interpretar que a pesar de lo que Hitler había decidido en un principio las cosas iban a depender de un tercero que mandaba demasiado y parece ser que no estaba dispuesto (como veremos) a colaborar.
El 2 de enero de 1941 Raeder planteó a la Comandancia del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas al Alto Mando de las mismas general Jold la situación insostenible de la dirección del Arma Submarina, las consecuencias fueron que el 7 de enero de 1941 Hitler intervino en los asuntos del Arma Aérea de Hermann Göring que dio como resultado que éste pusiera bajo las órdenes de Dönitz el 1 KG 40 basado en Burdeos.
Estos dos detalles son muy esclarecedores. Menudo inútil.

Saludos.
Pepe
--------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
minoru genda
Coronel
Coronel
Mensajes: 4102
Registrado: 05 Ene 2006 17:36
Agradecido : 45 veces
Agradecimiento recibido: 54 veces
Contactar:

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por minoru genda »

pepero escribió:
04 Dic 2020 20:47
Desde luego Hermann Göring era un personaje nefasto, a Hitler le costo mucho tiempo darse cuenta de este detalle pues el 7 de enero de 1941 es una fecha muy tardía. Bueno seguiría siendo el heredero de Hitler hasta el final de la guerra.
2º Como el Mariscal Göring posee plenos poderes, el Führer y Jefe Supremo de las Fuerzas Armadas estima innecesario reforzar de forma especial las medidas encaminadas a acelerar la construcción de submarinos previstos en dicho programa.

Nota propia. De éste segundo punto cabe interpretar que a pesar de lo que Hitler había decidido en un principio las cosas iban a depender de un tercero que mandaba demasiado y parece ser que no estaba dispuesto (como veremos) a colaborar.
El 2 de enero de 1941 Raeder planteó a la Comandancia del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas al Alto Mando de las mismas general Jold la situación insostenible de la dirección del Arma Submarina, las consecuencias fueron que el 7 de enero de 1941 Hitler intervino en los asuntos del Arma Aérea de Hermann Göring que dio como resultado que éste pusiera bajo las órdenes de Dönitz el 1 KG 40 basado en Burdeos.
Estos dos detalles son muy esclarecedores. Menudo inútil.

Saludos.
La actitud de la Luftwaffe y concretamente de su jefe supremo Göring tuvo además consecuencias. Esas consecuencias derivaron a su vez de una falta de colaboración entusiasta por parte de la Kriegsmarine cuando los primeros pidieron información a cerca de los torpedos para constituir un Grupo de bombarderos torpederos y por tanto a la falta de información la Luftwaffe tuvo que trabajar en el diseño y construcción de un torpedo para ataques a buques, pero esa es otra historia.
Es lo que tiene manejar mucha información en la que se encuentran cosas curiosas que no todos los libros tratan cuando se habla de estas cosas de un modo generalizado, hay que leer entre líneas, o en las mismas líneas, los pequeños y no tan pequeños detalles "escondidos" y asociarlos a otras cosas derivadas.
(continuaremos con el tema de la máquina Enigma que también tiene su miga)
-----------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
pepero
Capitán General
Capitán General
Mensajes: 19187
Registrado: 15 Oct 2006 13:33
Ubicación: Mallorca
Agradecido : 4 veces
Agradecimiento recibido: 41 veces

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por pepero »

Otro detalle que llama muchísimo la atención son los problemas con las espoletas, resuelto finales de 1942, y los fallos con el aparato de profundidad no detectado hasta enero de 1942. ¿No se hacia caso a los partes de los comandantes de los submarinos de los inexplicables fallos que se producían en los torpedos?

Saludos.
Pepe
--------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Avatar de Usuario
minoru genda
Coronel
Coronel
Mensajes: 4102
Registrado: 05 Ene 2006 17:36
Agradecido : 45 veces
Agradecimiento recibido: 54 veces
Contactar:

Re: Análisis personal sobre la batalla del Atlántico

Mensaje por minoru genda »

pepero escribió:
05 Dic 2020 14:04
Otro detalle que llama muchísimo la atención son los problemas con las espoletas, resuelto finales de 1942, y los fallos con el aparato de profundidad no detectado hasta enero de 1942. ¿No se hacia caso a los partes de los comandantes de los submarinos de los inexplicables fallos que se producían en los torpedos?

Saludos.
Se trabajaba en ello pero pasó mucho tiempo antes de que se solucionara el problema totalmente. Es que si te fijas más arriba verás que los torpedos fallaban en dos apartados las espoletas y el mecanismo de profundidad.
El de las espoletas se debió, tal y como se explica más arriba a fallos en ambas modalidades de espoleta, un torpedo podía programarse para que explosionase por impacto o por detonación magnética el fallo más serio y más frecuente era el del sistema magnético el de impacto era menos frecuente así que Dónitz basándose en los informes de los comandantes recomendó usar los torpedos con el sistema de impacto.
El otro fallo el del aparato de profundidad (péndulo y placa hidrostática que trabajaban conjuntamente) no se descubrió del todo hasta 1942, más arriba lo expongo:
El 30 de enero de 1942 el U-94, que navegaba por el Atlántico, comunico por mensaje telegráfico un descubrimiento hecho al desmontar un torpedo para realizar un reconocimiento del mismo, el comandante Otto Ites observo que había una notable descompresión en el aparato de profundidad
Los fallos de las espoletas se solucionaron cuandp se construyeron otras más fiables (Pi2, Pi3 y Pi4)
el Pi 1 fue reemplazado, primero por el Pi 2 a finales de 1942, principios de 1943, luego por el Pi 3, MZ3 y más tarde por el Pi 4, TZ5
Lo anterior está descrito más arriba :dpm:
-----------------------------------------------------
Ab insomne non custita dracone

Responder

Volver a “Armamento / Tecnología Naval”