¿Evaluó en 1941 la posibilidad de rendirse la URSS?

La Unión Soviética y aliados vs Alemania y sus aliados
Oskar Matzerath
Capitán
Capitán
Mensajes: 2289
Registrado: 23 May 2007 16:40

Medallas

Parches

Re: ¿Evaluó en 1941 la posibilidad de rendirse la URSS?

Mensaje por Oskar Matzerath »

Oberst escribió:
Haeften. escribió: , propio de un tirano sin mayor talento, no contaba con la entereza y espíritu del pueblo ruso, que en los momentos cúlmines, sabe sacar lo mejor de si, para luchar y morir por su país, como ocurrió durante toda la guerra en el frente del Este y terminar derrotando a Alemania en su propio país
En lo que si tenia talento Stalin fue en sacar ventaja del espiritu de lucha del pueblo ruso, por que este luchaba por la madre patria y no por el partido comunista, incluso lei en algun momento, que Stalin aligero la carga politica que tenia sobre la poblacion y asi incentivar su participacion en defensa de la patria.
Es totalmente cierto. Se relajó la presión de los comisarios políticos en las unidades militares, eliminando temporalmente el sistema dual de toma de decisiones, con lo cual, a pesar de estar vigilados por el comisario, los oficiales tenían mucha mayor libertad a la hora de tomar decisiones. También se restituyeron algunos de los privilegios de los oficiales, como las charreteras y otras prerogativas, hecho que no gustó mucho a algunos soldados, como recoge Anthony Beevor en Stalingrado. Al final de la guerra, el poder de los comisarios políticos volvió por sus fueros, cuando la iniciativa de los oficiales ya no era tan necesaria.
"Sólo un hospital muestra verdaderamente lo que es la guerra".- Paul Baumer

Avatar de Usuario
garellano4567
Teniente
Teniente
Mensajes: 1685
Registrado: 19 Jul 2005 17:08
Ubicación: badalona

Parches

Re: ¿Evaluó en 1941 la posibilidad de rendirse la URSS?

Mensaje por garellano4567 »

Recomien do la lectura del libro ""Moscu 1941""de Memorias de guerra.Aclarara a agunos foreros la sorpresa del propio Stalin.
Saludos.
vivo o muerto que nadie quede atras

Zhukov
Comandante
Comandante
Mensajes: 3442
Registrado: 19 Jun 2005 13:22
Ubicación: Asturies
Contactar:

Medallas

Parches

Re: ¿Evaluó en 1941 la posibilidad de rendirse la URSS?

Mensaje por Zhukov »

garellano4567 escribió:Recomien do la lectura del libro ""Moscu 1941""de Memorias de guerra.Aclarara a agunos foreros la sorpresa del propio Stalin.
Saludos.
De las memorias de Zhukov cito lo siguiente: (Capitulo X - Comienzo de la guerra)
El 22 de junio al amanecer, N. Vatutin y yo nos hallábamos con el comisario del pueblo de Defensa S.
Timoshenko en su despacho del Comisariado.
A las 3 horas 07 minutos me telefoneó por hilo directo el almirante F. Oktiábrski, comandante jefe de la
Flota del Mar Negro, y me comunicó: "El sistema SAOAC36 de la flota informa de que por el lado del mar se
aproxima un gran número de aviones desconocidos; la flota está en estado de alerta. Espero órdenes".
Yo pregunté al almirante:
- ¿Cuál es su decisión?
- Una sola: recibir a los aviones con el fuego de la defensa antiaérea de la flota.
Después de hablar con Timoshenko respondí a Oktiábrski: - Actúe e informe a su comisario del pueblo.
A las 3 horas 30 minutos, el jefe de Estado Mayor de la Región Occidental, general V. Klimovskij,
informó de que la aviación alemana había realizado una incursión contra ciudades de Bielorrusia. A los tres
minutos el jefe de Estado Mayor de la Región de Kíev, general M. Purkáev, dio cuenta de que la aviación
había atacado las ciudades de Ucrania. A las 3 horas 40 minutos telefoneó el comandante jefe de la Región
Militar del Báltico, general F. Kuznetsov, quien dio cuenta de ataques de la aviación enemiga contra Kaunas y
otras ciudades.
El comisario del pueblo me ordenó telefonear a Stalin. Llamé por teléfono. Nadie se acercó al aparato.
Volví a llamar insistentemente. Por fin, oí la voz adormilada del general Vlasik (jefe de la dirección de
vigilancia).
- ¿Quién habla?
- El jefe del Estado Mayor General Zhúkov. Ruego ponerme urgentemente en comunicación con el
camarada Stalin.
- ¿Qué? ¿Ahora? -se sorprendió el jefe de la guardia-. El camarada Stalin está durmiendo.
- Despiértelo inmediatamente: ¡los alemanes bombardean nuestras ciudades! Ha empezado la guerra.
El silencio duró varios instantes. Por fin, respondió sordamente por el auricular:
- Espere un momento.
A los tres minutos se acercó al aparato Stalin.
Di cuenta de la situación y pedí permiso para empezar las operaciones militares de respuesta. Stalin
permaneció callado. Únicamente oía su afanosa respiración.
- ¿Me ha comprendido?
Otra vez silencio.
- ¿Habrá instrucciones? -insistí.
Por fin, como si se despertara, Stalin preguntó:
- ¿Dónde está el comisario del pueblo?
- Está hablando por hilo directo con la Región de Kíev. - Venga con Timoshenko al Kremlin. Diga a
Poskrióbishev que llame a todos los miembros del Buró Político.
A las cuatro volví a hablar con Oktiábrski. Informó en tono sereno:
- La incursión enemiga ha sido rechazada. El intento de atacar nuestros buques ha fracasado. Pero en la
ciudad hay destrucciones.
Yo quisiera destacar que la Flota del Mar Negro, encabezada por el almirante F. Oktiábrski, fue una de
nuestras primeras unidades que hicieron frente organizadamente al ataque enemigo.
A las 4 horas 10 minutos las regiones militares especiales Occidental y del Báltico dieron cuenta del
comienzo de operaciones militares de las tropas alemanas en los sectores terrestres de las regiones.
A las 4 horas 30 minutos de la madrugada, Timoshenko y yo llegamos al Kremlin. Todos los miembros
del Buró Político convocados estaban ya reunidos. Al comisario del pueblo y a mí nos invitaron al despacho.
Stalin estaba pálido y sentado a la mesa, tenía en las manos la pipa no cargada de tabaco.
Informamos de la situación. Stalin dijo perplejo:
- ¿No será una provocación de los generales alemanes? - Los alemanes bombardean nuestras ciudades
en Ucrania, Bielorrusia y el Báltico. ¿Cómo va a ser una provocación?- respondió Timoshenko.
- Si se necesita organizar una provocación -dijo Stalin - los generales alemanes bombardearán incluso
sus propias ciudades... - Y, pensándolo un poco, continuó-: Seguro que Hitler no sabe eso.
- Hay que telefonear urgentemente a la embajada alemana -dijo a Mólotov.
De la embajada respondieron que el embajador, conde von Schulenburg, solicitaba ser recibido para
hacer un comunicado urgente.
Se encargó a V. Mólotov de recibir al embajador.
Mientras tanto, N. Vatutin, primer subjefe del Estado Mayor General, transmitió que después de fuerte
preparación artillera, en varios sectores de las direcciones noroeste y oeste, tropas terrestres alemanas habían
pasado a la ofensiva.
Pedimos en seguida a Stalin que diera orden a las tropas de organizar inmediatamente acciones de
respuesta y contraatacar al adversario.
- Esperemos el regreso de Mólotov -respondió.
Transcurrido algún tiempo en el despacho entró rápidamente Mólotov:
- El Gobierno alemán nos ha declarado la guerra.
Stalin se dejó caer callado en una silla y quedó se profundamente pensativo.
Sobrevino una penosa y prolongada pausa.
Yo me arriesgué romper el dilatado silencio y propuse lanzar inmediatamente todas las fuerzas
existentes en las regiones fronterizas contra las unidades enemigas que habían penetrado y detener su avance.
- No detenerlas, sino liquidarlas -puntualizó S. Timoshenko.
- Den la directriz - dijo Stalin -. Pero por ahora que nuestras tropas, salvo la aviación, no violen en
ninguna parte la frontera alemana.
Era difícil entender a Stalin. Por lo visto, confiaba todavía evitar de alguna manera la guerra. Pero la
guerra era ya un hecho. La invasión se desplegaba en todas las direcciones estratégicas.
Dicen que en la primera semana de la guerra Stalin se desconcertó tanto que no pudo ni siquiera
pronunciar un discurso por radio y confió su intervención a Mólotov. Esta opinión no responde a la realidad.
Es cierto que en las primeras horas Stalin se desconcertó. Pero no tardó en rehacerse y trabajaba con gran
energía, aunque manifestando excesivo nerviosismo que con frecuencia nos sacaba a nosotros de nuestras
casillas.
Más adelante:
El 26 de junio, a altas horas de la noche, aterricé en Moscú y derecho del aeródromo me fui a ver a
Stalin. En el despacho de Stalin se hallaban en posición firme el comisario del pueblo Timoshenko y mi
primer suplente, el teniente general N. Vatutin, ambos pálidos, demacrados, con ojos inflamados de insomnio.
Stalin estaba del peor humor.
Saludó con un movimiento de cabeza y dijo:
- Piénsenlo juntos y digan lo que se puede hacer en la situación creada -y tiró sobre la mesa un mapa del
Frente del Oeste.
- Necesitamos unos cuarenta minutos para orientamos -dije yo.
- Bien, informen dentro de cuarenta minutos.
Pasamos a la habitación contigua y empezamos a discutir la situación y nuestras posibilidades en el
Frente del Oeste.
En efecto, allí se había creado una situación excepcionalmente grave. Al oeste de Minsk habían sido
cercados y peleaban en desigual combate los restos del 3 y el 10 ejércitos, paralizando considerables fuerzas
del adversario. Algunas unidades del 4 Ejército se habían retirado a los bosques del Prípiat. De la línea de
Dokshitsi - Smolévichi - Slutsk - Pinsk se replegaban al río Bereziná unidades dispersas de tropas bastante
maltrechas en los combates anteriores. Esas tropas debilitadas del frente eran perseguidas por potentes
agrupaciones enemigas.
Tras discutir la situación, no pudimos proponer nada mejor que pasar inmediatamente a la defensiva en
la línea del Dvina Occidental- Pólotsk - Vítebsk - Orsha - Moguiliov-Mózir y utilizar para la defensa el 13, el
19, el 20, el21 y el 22 ejércitos. Además había que emprender urgentemente la preparación de la defensa en la
línea de retaguardia de Selizhárovo-Smolensk-Roslavl-Gómel con fuerzas del 24 y el 28 ejércitos de la
Reserva del G. C. G. Por otro lado, proponíamos formar urgentemente otros dos o tres ejércitos a cuenta de las
divisiones de Milicias Populares de Moscú.
Stalin confirmó todas estas proposiciones y en el acto fueron formalizadas con las correspondientes
órdenes.

En nuestras proposiciones partíamos de la tarea principal: crear en el camino de Moscú una defensa
profundamente escalonada, extenuar al adversario y, parándolo en una de las líneas defensivas, organizar una
contraofensiva, juntando para ello las fuerzas necesarias parcialmente a expensas del Lejano Oriente y sobre
todo a base de nuevas formaciones.
Entonces no sabíamos aún dónde sería detenido el enemigo, qué tomar como ventajosa posición de
partida para la contraofensiva ni qué fuerzas se juntarían para ello. De momento no era más que un proyecto.
Recordar que Zhukov se enfrento a Stalin en varias ocasiones y que las memorias están escritas y publicadas despues del XX congreso del PCUS y lo que trajo consigo.
«¿Vienes del espacio exterior?», preguntó la anciana.
«Ciertamente, sí» -dijo Gagarin- «Pero no se alarme, soy soviético».

Zhukov
Comandante
Comandante
Mensajes: 3442
Registrado: 19 Jun 2005 13:22
Ubicación: Asturies
Contactar:

Medallas

Parches

Re: ¿Evaluó en 1941 la posibilidad de rendirse la URSS?

Mensaje por Zhukov »

En el capitulo anterior de las citadas memorias de Zhukov hay una conversación "interesante":
- Tenemos con Alemania un tratado de no agresión dijo Stalin -. Alemania se ha atascado hasta el cuello
en la guerra en el Oeste y creo que Hitler no se arriesgará a crearse un segundo frente atacando a la Unión
Soviética. Hitler no es tan tonto como para no comprender que la Unión Soviética no es Polonia, no es Francia
y ni siquiera Inglaterra y las tres juntas.
El comisario del pueblo de Defensa Timoshenko probó a objetar:
- Bien, pero ¿y si a pesar de todo ocurre eso? En caso de un ataque no tenemos en las fronteras fuerzas
suficientes ni siquiera para cubrirlas. No podemos hacer frente y rechazar organizadamente el golpe de las
tropas alemanas, pues usted sabe que el traslado de tropas a nuestras fronteras occidentales con la situación
existente en los ferrocarriles es sumamente difícil.
- ¿Usted propone realizar la movilización en el país, poner ahora en pie las tropas y enviarlas a las
fronteras occidentales? ¡Pero eso es la guerra! ¿Lo comprenden ustedes dos o no?
Luego Stalin preguntó:
- ¿Cuántas divisiones tenemos en las regiones del Báltico, en las regiones militares Occidental, de Kíev
y Odesa?
Informamos que en total en las cuatro regiones militares fronterizas occidentales el 1 de julio habría 149
divisiones y una brigada de infantería autónoma. De esta cantidad en la composición:
de la Región del Báltico: 19 divisiones de infantería, 4 acorazadas, 2 motorizadas y una brigada
autónoma;
de la Región Occidental: 24 divisiones de infantería, 12 acorazadas, 6 motorizadas y 2 de caballería;
de la Región Militar de Kíev: 32 divisiones de infantería, 16 acorazadas, 8 motorizadas y 2 de
caballería;
de la Región Militar de Odesa: 13 divisiones de infantería, 4 acorazadas, 2 motorizadas y 3 de
caballería.
- Ya ven, ¿les parece poco? Los alemanes, según nuestros datos, no tienen tal cantidad de tropas - dijo
Stalin.
Yo informé que, según los datos de exploración, las divisiones alemanas estaban al completo y armadas
según la plantilla de tiempo de guerra. Cada división tenía de 14 a 16.000 hombres. En cambio, nuestras
divisiones tenían 8.000 hombres y prácticamente eran la mitad de débiles que las alemanas.
Stalin, sulfurándose dijo:
- No se puede creer todo lo que dice la exploración...
Y posteriormente:
El 21 de junio por la tarde me telefoneó el teniente general M. Purkáev, jefe del Estado Mayor de la
Región Militar de Kíev, e informó que se había presentado a los guardafronteras un tránsfuga, un cabo
alemán, que afirmaba que las tropas alemanas salían a las regiones de partida para el ataque, que comenzaría
el 22 de junio por la mañana.
Inmediatamente di cuenta al comisario del pueblo y a Stalin de lo que había transmitido M. Purkáev.
Al cabo de unos tres cuartos de hora venga con el comisario del pueblo al Kremlin -dijo Stalin.
Tomé el proyecto de la directriz a las tropas y junto con el comisario del pueblo y el teniente general
Vatutin marché al Kremlin. Por el camino nos pusimos de acuerdo para conseguir a toda costa la decisión de
alertar las tropas para el combate.
Stalin nos recibió solo. Estaba evidentemente preocupado.
- ¿Y no nos habrán lanzado los generales alemanes a este tránsfuga para provocar un conflicto? -
preguntó.
- No -respondió S. Timoshenko-. Creemos que el tránsfuga dice la verdad.
Mientras tanto en el despacho de Stalin fueron entrando los miembros del Buró Político. Stalin les
informó brevemente.
- ¿Qué vamos a hacer? -preguntó Stalin.
La pregunta quedó sin contestar.
- Hay que dar inmediatamente la directriz de alertar para el combate las tropas de todas las regiones
fronterizas – dijo el comisario del pueblo.
- ¡Lea! - dijo Stalin.
Leí el proyecto de directriz. Stalin indicó:
- Es prematuro dar esa directriz ahora, tal vez se consiga todavía arreglar la cosa por vía pacífica. Hay
que dar una directriz breve en la que se indique que puede comenzar un ataque de unidades alemanas con
acciones provocativas. Las tropas de las regiones fronterizas no deben hacer el juego a ninguna provocación
para no suscitar complicaciones.
Sin perder tiempo Vatutin y yo pasamos a la habitación contigua y redactamos rápidamente un proyecto
de directriz del comisario del pueblo.
Volvimos al despacho y pedimos permiso para informar.
Stalin escuchó el proyecto de directriz, lo leyó él mismo otra vez, introdujo algunas enmiendas y lo
entregó al comisario del pueblo para la firma.
Teniendo en cuenta la singular importancia de documento, cito íntegra esta directriz:
"A los Consejos Militares de las regiones militares de Leningrado, del Báltico, Occidental, de Kíev y de
Odesa.
"Copia: Al comisario del pueblo de la Marina de Guerra.
"1. En el transcurso del 22-23.6.41 es posible un súbito ataque de los alemanes en los frentes de las
regiones militares de Leningrado, del Báltico, Occidental, de Kíev y de Odesa. El ataque puede empezar con
acciones provocativas.
"2. La misión de nuestras tropas es no hacer el juego a ningún acto provocador que pueda suscitar
grandes complicaciones. Al propio tiempo las tropas de las regiones militares de Leningrado, del Báltico,
Occidental, de Kíev y Odesa deben estar completamente alertas para hacer frente a un posible ataque por
sorpresa de los alemanes o sus aliados.

"3. Ordeno:
"a) en la noche del 21 al 22.6.41 ocupar ocultamente los puntos de las regiones fortificadas de la
frontera estatal;
"b) antes del amanecer del 22.6.41 desconcentrar por los aeródromos de campaña toda la aviación,
incluyendo la de las tropas y enmascarada cuidadosamente;
"c) alertar para el combate todas las unidades. Mantener las tropas desconcentradas y enmascaradas;
"d) alertar la defensa antiaérea sin poner en pie adicionalmente el personal de plantilla. Preparar todas
las medidas para el enmascaramiento de luces de las ciudades y los objetivos;
"e) no tomar ninguna otra medida sin disposición especial.
Timoshenko. Zhúkov.
21.6.41".
«¿Vienes del espacio exterior?», preguntó la anciana.
«Ciertamente, sí» -dijo Gagarin- «Pero no se alarme, soy soviético».

Zhukov
Comandante
Comandante
Mensajes: 3442
Registrado: 19 Jun 2005 13:22
Ubicación: Asturies
Contactar:

Medallas

Parches

Re: ¿Evaluó en 1941 la posibilidad de rendirse la URSS?

Mensaje por Zhukov »

y en las memorias de Rrokossovski, en su primera hoja:


Imagen

Estando en la Región Militar de Kiev.
«¿Vienes del espacio exterior?», preguntó la anciana.
«Ciertamente, sí» -dijo Gagarin- «Pero no se alarme, soy soviético».

Ditirambo
Capitán
Capitán
Mensajes: 2200
Registrado: 07 Jun 2008 19:55
Ubicación: Puerto Montt en el sur de Chile

Re: ¿Evaluó en 1941 la posibilidad de rendirse la URSS?

Mensaje por Ditirambo »

Exhelente Zhukov, que gran aporte
Cuando dos hombres desean la misma cosa que no pueden gozar juntos, se convierten en enemigos.
...El hombre es el lobo del hombre...

Franz
Subteniente
Subteniente
Mensajes: 1028
Registrado: 12 Nov 2007 03:48
Contactar:

Parches

Re: ¿Evaluó en 1941 la posibilidad de rendirse la URSS?

Mensaje por Franz »

Oskar Matzerath escribió:
Oberst escribió:
Haeften. escribió: , propio de un tirano sin mayor talento, no contaba con la entereza y espíritu del pueblo ruso, que en los momentos cúlmines, sabe sacar lo mejor de si, para luchar y morir por su país, como ocurrió durante toda la guerra en el frente del Este y terminar derrotando a Alemania en su propio país
En lo que si tenia talento Stalin fue en sacar ventaja del espiritu de lucha del pueblo ruso, por que este luchaba por la madre patria y no por el partido comunista, incluso lei en algun momento, que Stalin aligero la carga politica que tenia sobre la poblacion y asi incentivar su participacion en defensa de la patria.
Es totalmente cierto. Se relajó la presión de los comisarios políticos en las unidades militares, eliminando temporalmente el sistema dual de toma de decisiones, con lo cual, a pesar de estar vigilados por el comisario, los oficiales tenían mucha mayor libertad a la hora de tomar decisiones. También se restituyeron algunos de los privilegios de los oficiales, como las charreteras y otras prerogativas, hecho que no gustó mucho a algunos soldados, como recoge Anthony Beevor en Stalingrado. Al final de la guerra, el poder de los comisarios políticos volvió por sus fueros, cuando la iniciativa de los oficiales ya no era tan necesaria.
Y no olviden la paz con los ortodoxos. Creo que esa paz con el metropolitano Sergio y la disolucion de las ligas de ateos le dio a la URSS la suficiente unidad y compenetracion partido-pueblo-fe, que fue fundamental para sobrevivir esos momentos dificiles.

Saludos.
"El que descanza sobre sus laureles es porque los lleva donde no corresponde"

Ditirambo
Capitán
Capitán
Mensajes: 2200
Registrado: 07 Jun 2008 19:55
Ubicación: Puerto Montt en el sur de Chile

Re: ¿Evaluó en 1941 la posibilidad de rendirse la URSS?

Mensaje por Ditirambo »

Buen punto el de Franz, el partido- pueblo- fe, había que armar la guerra patria luego de que se había intentado ir disolviendo nacionalidades y religiones; pero había que recurrir a un argumento clásico en tales circunstancias extraordinarias, lo que sin el ataque alemán probablemente no habría sucedido.
Cuando dos hombres desean la misma cosa que no pueden gozar juntos, se convierten en enemigos.
...El hombre es el lobo del hombre...

Franz
Subteniente
Subteniente
Mensajes: 1028
Registrado: 12 Nov 2007 03:48
Contactar:

Parches

Re: ¿Evaluó en 1941 la posibilidad de rendirse la URSS?

Mensaje por Franz »

Para luchar contra la invasion alemana necesitabn toda la fuerza y apoyo posible,e n todo lugar. Habia muchos ortodoxos rusos en las zonas ocupadas y en peligro y el llamamiento a la unidad de Sergio los unio a los ateos de Stalin (que el tuvo cuidado de disolver en pos de un objetivo mayor). Y la guerra tomaba forma de cruzada contra los nazis.
"El que descanza sobre sus laureles es porque los lleva donde no corresponde"

Responder

Volver a “Frente del Este y Centroeuropeo”