Imprimir
Categoría de nivel principal o raíz: Artículos
Visto: 1780

Resultado de imagen de cabrera dalmau

La principal característica del ejército Carlista del Maestrazgo es ser una tropa popular, con pocos oficiales profesionales en sus filas, que se nutría de los habitantes campesinos de la región, buenos conocedores del terreno. Se trataba de voluntarios  aguerridos, muy comprometidos con la causa del Pretendiente, al cual pudieron aclamar durante el paso de la Expedición Real. Era una fuerza entregada a su líder Ramón Cabrera, que combinaba una disciplina férrea a veces rayana junto con la más extensa dureza, junto capacidad de liderazgo y  preocupación por el bienestar de su tropa.

El ejército se completó con prisioneros  y desertores del ejército liberal. Posteriormente a partir de 1838, con la finalización de la guerra en el Norte tropas del ejército carlista, 27 de los 43 batallones  que rechazaban el Convenio de Vergara,  intentaron llegar al Maestrazgo antes que rendirse o exiliarse a Francia, desde donde cruzar a las zonas controladas por Cabrera. Anteriormente a finales  de 1837 el líder carlista había introducido el reclutamiento forzoso, pero la falta de medios no aumentó mucho el número de efectivos del Ejército del Maestrazgo. Aun así, de partidas guerrilleras que no sumaban en los primeros años de la guerra, más que unos cientos de hombres, se pasó  bajo el mando directo de Cabrera a tener 1.500 infantes y 50 jinetes  en junio de1834, 22.000 soldados en 1838, hasta sumar más de 25.000 infantes y 1,600 jinetes en diciembre de 1839. 

Resultado de imagen de cabrera dalmau

Organización.

La infantería de Cabrera estaba organizada según el área geográfica de reclutamiento; se trataba de batallones de ocho compañías de entre 800 a 1.000 hombres de efectivos teóricos. Estos a su vez se agrupaban en brigadas, que quedaban encuadradas en divisiones. Adicionalmente a las tropas de línea existían unidades de elite, bajo el mando directo del Estado Mayor, como los Guías de Cabrera y los Miñones de Cabrera, que cumplían funciones de escolta, mensajeros o de especial relevancia. También se creó una compañía de Fusileros de Marina, a partir de pescadores de la zona del Ebro 

La caballería era poco numerosa; se agrupaba por regimientos de 3 o 4 escuadrones, pero estaba mal equipada y era de poca calidad hasta la llegada desde el País Vasco  de los 200 hombres de los Húsares de Ontoria  al mando del general Balmaseda y que se expandieron a dos escuadrones antes de acabar la guerra. También destacó un escuadrón de elite de 100 jinetes, casi todos desertores liberales armados con carabina, denominados Ordenanzas de Cabrera.

La artillería como tal no existió hasta el verano de 1836  en que se consiguen fundir cuatro piezas de a 4 y otras cuatro de a 8, pero de baja calidad y agrupadas en un batallón .La falta de personal que las manejase hizo que nunca fueran operativas a la vez, y más al añadirse nuevas piezas capturadas. Cantavieja fue inicialmente, hasta la toma de Morella, la población donde los carlistas crearon una maestranza de artillería y fábrica de municiones e incluso donde se imprimía el Boletín Real del Ejercito Realista de Aragón. Su conquista en octubre de 1836 por el general liberal San Miguel supuso un duro revés para el ejército de Cabrera, hasta que en abril de 1837 en un golpe de mano fue recuperada para la causa realista. En 1838, con la llegada de 50 artilleros castellanos y 30 armeros vascos  procedentes de la expedición de Zaratiegui, se pudo organizar 4 baterías de montaña, cada una con dos cañones y un obús, y dos baterías a caballo.

La labor de los ingenieros se empezó a notar también a partir de 1838, gracias al impulso  del capitán Antonio del Águila, aunque hasta la llegada del experimentado oficial prusiano Barón Von Rahden, no comenzaron a realizarse los trabajos de fortificación de los pueblos que componían el sistema defensivo carlista. 

Resultado de imagen de cabrera dalmau

ORDEN DE BATALLA DEL EJÉRCITO CARLISTA DEL MAESTRAZGO Y BAJO ARAGÖN (1839)

Tropas de Estado Mayor :

·       Ordenanzas de Cabrera ( 100 jinetes ) y Miñones de Cabrera ( 100 infantes ) 

 

División Tortosa

( Llagostera )

División de Aragón

( Espinace )

Div. de Valencia

(Forcadell )

Div.Turia o Murcia

( Tallada)

 

Brigada de Mora

Brigada  Tortosa

1º Brig

Aragón

2º Bri

Aragón

3º Bri

Aragón

1ºBrigada

Valencia

2ºBrigada

Valencia

1ºBrigada

Murcia

2ºBrigada

Murcia

 

Brig. de Mora

1º Batallón de Mora

2º Batallón de Mora

3º Batallón de Mora

(2.350 Infantes )

 

Brig de Tortosa

1º Bat. de Tortosa

2º Bat. de Tortosa

3º Bat. de Tortosa

( 2.400 infantes )

 

 

 

 

 

 1º Brigada

5º Batallón de Aragón

Guías de Aragón

Tiradores de Aragón

( 2.100 infantes )

 

2ºBrigada

4º Batallón de Aragón

6º Batallón de Aragón

7º Batallón de Aragón

8º Batallón de Aragón

(3.400 infantes )

 

3º Brigada

1º Batallón de Aragón

2º Batallón de Aragón

3º Batallón de Aragón

( 2.100 infantes )

 

 

 º Brigada

1º Bat. de Valencia

2º Bat. de Valencia

3º Bat. de Valencia

(2.400 infantes )

 

2º Brigada

4º Bat. de Valencia

5º Bat. de Valencia

6º Bat. de Valencia

7º Bat. de Valencia

(3.400 infantes )

 

 

1º Brigada

1º Batallón del Cid  -castellanos

2º Batallón del Cid -castellanos

( 1.600 infantes )

 

2º Brigada

 

Guías del Conde de Morella-ex prisioneros

3º Batallón del Cid

4º Batallón del Cid

(2.400 infantes )

 

 

 

 Caballería: 

División de Tortosa

·       2º Regimiento de Lanceros de  Tortosa-4 escuadrones y 1 compañía de elite (490 jinetes) 

División de Aragón

·       1º Regimiento de Lanceros de Aragón -3 escuadrones ( 250 jinetes )

·       3º Regimiento de Lanceros de Aragón -3 escuadrones ( 350 jinetes ) 

División de Valencia

·       1º Regimiento de Lanceros de Valencia – 3 escuadrones ( 360 jinetes ) 

División del Turia o Murcia

·       Lanceros del Cid  (280 jinetes ) 

Húsares de Ontoria ( 200 jinetes ), desde otoño de1839 

Otras tropas : Tren de artillería y bagajes (150 hombres) Compañía de Zapadores (390 hombres )

 

                   

 En total el ejército contaba con cerca de 25.000 hombres, a los que había que sumar tres batallones de tropas carlistas castellanas de la expedición de Zariategui y las partidas de guerrilleros realistas, sobre todo provenientes de La Mancha, que apoyaban a las tropas de Cabrera en sus expediciones .También reseñar los 100 efectivos de la compañía de Infantería de Marina.Resultado de imagen de cabrera dalmauUniformes, equipo, banderas y logística.

Las tropas del ejército carlista, sufrieron de manera constante una falta de suministros. Por ello se adaptaron al inicio del alzamiento prendas civiles, siendo la más característica de todos los ejércitos carlistas la popular boina, de unos 40 cm de diámetro con a veces remaches metálicos en el centro y que en general en todas las ilustraciones se presenta como roja. Esta licencia artística no es del todo cierta, ya que en primer lugar se trataba de una prenda propia de la zona Norte de España y por tanto con pocas raíces regionales en la zona aragonesa y valenciana. En el ejercito del Maestrazgo y Bajo Aragón se usaron a veces tocados locales como pañuelos, o en el caso de los Miñones de Cabrera  gorros rígidos  parecidos a los de gala de los mozos  de escuadra. Forcadell, el lugarteniente de Cabrera, usaba una barretina verde. En resumen, el color de la boina  no era siempre rojo, quizás pintado así  para dar más dramatismo a los cuadros. Las tropas de la división de Tortosa, llevaban boina blanca, tanto infantería como caballería, azul los batallones de Valencia, verde los Guías de  Cabrera o azul claro los Lanceros de Tortosa.

La falta de uniformidad, a pesar de los esfuerzos de la intendencia carlista según avanzaba la guerra, fue común entre las tropas de Cabrera. Se procuró utilizar el color azul para confeccionar chaquetillas y capotes, aunque con distintas tonalidades, siendo los vivos en general de color rojo en las unidades mejor uniformadas. Los pantalones en términos generales eran de color blanco, aunque los de la Compañía de marina creada por el padrastro de Cabrera en Amposta, eran  verdes, y las unidades valencianas utilizaban los tradicionales faldones cortos huertanos o zaraguei.  La  mezcolanza de equipamiento, hizo que las tropas liberales tomaran a veces a las unidades del ejército carlista del Maestrazgo como partidas irregulares, cuando se trataba en realidad de tropas entrenadas y fogueadas, con funestas consecuencias para los isabelinos.

El calzado era otra de los puntos débiles del ejército de Cabrera. Las botas de cuero estaban reservadas para caballería y oficiales, mientras que la tropa solía llevar el calzado típico de la zona, las alpargatas o espardeñas, que por un lado era un calzado ligero, pero que con lluvia y barro ofrecía poca protección a los soldados. 

El equipo se completaba con el saco-morral y las cartucheras ventrales. El saco-morral no dejaba de ser una gran bolsa de tela consistente, mucho más cómoda que las mochilas de cuero de las tropas regulares cristinas y que servía para llevar los objetos personales que cada soldado consideraba necesario, así como otros pertrechos. Las cartucheras ventrales eran de cuero negro o crudo, y protegían  los 20 cartuchos de estaño que llevaba como dotación el soldado a ambos lados del cinturón. La  munición también se llevaba en otras dos cartucheras adicionales de a 10 cartuchos cada una.

Las tropas de caballería de las unidades carlistas, tenían en algunos casos como los Ordenanzas de Cabrera o los Húsares de Ontoria unos uniformes realmente espléndidos,  ya que estaban uniformadas con casaquillas de colores vivos, rojo, verde o azul, con un estilo que recordaba a los húsares de las Guerras Napoleónicas. Todos llevaban prácticamente boinas al igual que la infantería, de color rojo, blanco  o verde. Los pantalones  solían estar reforzados por la entrepierna, para protegerlos del desgaste

El uniforme de los artilleros del ejército del Maestrazgo se componía de boina roja, con una casaca azul y capote gris, con la figura de una granada en los cuellos de la guerrera.

                                    COLORES DE LAS BOINAS DE LAS UNIDADES CARLISTAS

Unidad

Color de la boina

División de infantería de Tortosa

División de infantería de Aragón

División de infantería de Valencia

Compañía de Marina

Artillería

Ordenanzas de Cabrera

Guías de Cabrera

Lanceros de Valencia

Compañía de tiradores de lanceros de Tortosa

Lanceros de Tortosa

Húsares de Ontoria

Blanca

Azul

Azul, con pañuelo huertano

Roja

Roja

Verde

Roja

Roja con pañuelo huertano

Azul

Blanco

Azul con medallón amarillo

 

La boina de Cabrera era blanca con una borla de oro y la de los oficiales en general de color rojo, siendo los medallones en la parte superior para el resto de la tropa amarillos o blancos y las borlas en caso de llevarlas, mayoritariamente rojas.

Los soldados carlistas del Maestrazgo y Bajo Aragón, debido al intento de desarme de las milicias realistas, motivó que el alzamiento se hiciera con escasos medios y sin prácticamente caballería ni artillería. Por ello durante las primeras fases de la contienda el Ejército Realista se nutrió de las armas tomadas a las tropas liberales derrotadas, así como de asaltos y golpes de mano a cuarteles y arsenales, llegándose a utilizar piedras y garrotes para combatir. El bloqueo marítimo por parte de la flota liberal y el apoyo de Francia e Inglaterra a la Regente, tampoco ayudaron a mejorar las cosas. Sólo la capacidad organizativa de Cabrera y la creación  de las bases de suministro en Cantavieja y Morella, ayudaron a mejorar la situación. Desde 1839, la incorporación de tropas desde el Norte y la constante coordinación con las tropas carlistas de Cataluña, por donde pasaba el suministro de armas de contrabando a través de los Pirineos, mejoraron la capacidad de combate del ejército del Maestrazgo.

Las banderas carlistas, tenían como denominador común el corte religioso y tradicionalista. Se trataba de diferenciarse de la enseña nacional roja y gualda que llevaban como bandera las tropas liberales. Los estandartes carlistas en general, mostraban sobre fondo blanco o rojo imágenes de vírgenes o proclamas como “Dios, Patria y Rey “. Aunque quizá la más famosa de las banderas del Maestrazgo fue la bandera negra estilo pirata, utilizada por las tropas de Cabrera durante el sitio de Morella y cuyo original se conserva en el Museo del Ejército. A este respecto, los batallones de Tortosa utilizaban también banderines y guiones piratas, con calaveras y tibias blancas sobre fondo negro, incluido el forro de los tambores. A reseñar que los escuadrones de lanceros llevaban en las lanzas gallardetes rojos y amarillos, pero nunca tricolor, para diferenciarse de las tropas gubernamentales. 

Resultado de imagen de cabrera dalmau

Armamento y tácticas.

El armamento del ejército Carlista era similar al de las tropas cristinas, al ser el mayor número de fusiles, mosquetes y carabinas de que disponían, provenientes de las tropas liberales capturadas o asaltos a los pequeños arsenales de las guarniciones gubernamentales en el Maestrazgo.

El modelo reglamentario del Ejército Español al inicio de la contienda era el fusil de infantería modelo 1828, un arma robusta y fiable, mejora del fusil modelo 1815  que también se utilizó. Eran armas de chispa con “llave a la francesa”, con un alcance efectivo contra formaciones cerradas de unos 800 metros. Pero lo que le hacía temible era la bayoneta de 48 cm de longitud, arma con la que se decidieron muchas de las batallas de la Primera Guerra Carlista, dado que las tropas voluntarias realistas eran tendentes a lanzar ataques con este arma, con el fin de romper las líneas de las más disciplinadas tropas gubernamentales. Una explicación a esta táctica de carga a la bayoneta, se debe aparte del adiestramiento de las tropas que combatían en terrenos montañosos, a la falta de dotación de cartuchos de munición de la infantería de Cabrera. Dichos  cartuchos eran cilindros envueltos en papel de estraza, donde la bala al tener holgura en el fusil, hacía que tuviera poca precisión.

Otras armas largas de fuego fueron el mosquetón liso de chispa modelo 1826 y el de percusión modelo 1839.También se utilizaron el popular fusil inglés Brown Bess y el francés M1777.Como armas cortas se utilizaron infinidad de modelos , desde pistolas napoleónicas a primitivas armas cortas de repetición, muy útiles en los combates cuerpo a cuerpo de caballería.

El arma principal de caballería era la lanza, de fácil fabricación local que con una longitud de unos 2 metros y en manos de un jinete experto, hacía a las unidades con este arma superiores a los propios escuadrones de línea. Prácticamente todos los jinetes de ambos bandos acabaron utilizando la lanza como principal arma de ataque, así como carabinas en las tropas de elite. El armamento del jinete se complementaba con el sable modelo 1822 para caballería ligera, arma de hoja curva y con una longitud de 99 cm.

En Cantavieja se producía pólvora para las tropas carlistas y se fundían cañones, pero hasta que no se conquistó dicha población en abril de 1836, el Ejército del Maestrazgo no tenía artillería como tal, sumando en 1838 tras la toma de Morella 16 piezas de campaña, asignadas en 4 baterías a cada división. A las anteriores habría que añadir otras 30 piezas de sitio y de guarnición.

El terreno montañoso donde se desarrollaron las operaciones del  Ejército del Maestrazgo y Bajo Aragón, hizo que no se produjeran grandes batallas campales. Además al principio de la contienda las partidas carlistas se dedicaron a la guerra de guerrillas, e hizo que la mayoría de las acciones  fueran combates en emboscada y asaltos sorpresa a guarniciones, donde los pueblos se ocupaban por las partidas carlistas de manera temporal buscando dinero, pertrechos y municiones .Lo anterior supuso que la instrucción de las tropas regulares en orden cerrado, no se utilizara tanto y tuviera poca efectividad. Solo a partir de 1838, Cabrera al disponer de un ejército de maniobra equivalente a las divisiones cristinas, se empleará más en combates tradicionales a campo abierto.

Foro de discusión:

 https://elgrancapitan.org/foro/viewtopic.php?f=45&t=26214

Lectura recomendada:

Resultado de imagen de guerra carlista isabel ii